Reciclaje con Causa

¿Sabias qué?

Reciclaje es aplicar un proceso sobre un material para que pueda volver a utilizarse. El reciclaje implica dar una nueva vida a los residuos esto nos permita volver a introducirlos en el ciclo de vida sin tener que recurrir al uso de nuevos recursos naturales, lo que ayuda a reducir el consumo de recursos y la degradación del planeta.

Industria del reciclaje en México

En México se generan 86,000 toneladas de basura al día y solo se recicla el 11% de los residuos.
Reciclaje en México
Reciclaje de Chatarra

RECICLAJE DE CHATARRA


El acero es el material más reciclado del planeta, millones de toneladas de hierro y de acero son retiradas del flujo de residuos, debido a las características magnéticas del acero, haciendo más fácil su separación.

- Las materias primas para la obtención del acero son el hierro, la piedra caliza y el carbón.

- El acero se utiliza en la construcción, en el sector automovilístico, en aparatos eléctricos y en envases de comida y bebidas.

- El acero es uno de los metales más utilizados en el mundo y también uno de los que más se han reciclado desde la antigüedad.

- La sustitución del hierro por chatarra puede ahorrar hasta el 76% de la energía utilizada normalmente.
Reciclaje de Cobre

RECICLAJE DE COBRE


Difícilmente nos quedaremos sin cobre, Según la Copper Development Association, los recursos mundialmente conocidos del metal se estiman en 5,8 trillones de libras, de las cuales solamente un 12% ha sido explotado a lo largo de la historia. De este porcentaje, se estima que el 80% circula aún por el mundo.

Por otra parte, hoy en día, la mayor parte del cobre se utiliza bajo la forma de alambres y cables eléctricos.

El cobre es 100% reciclable, no pierde ninguna de sus propiedades químicas o físicas en el proceso de reciclaje, puede ser fácilmente reincorporado en otros ciclos productivos y tiene pocas restricciones en su uso.
Reciclaje de Aluminio

RECICLAJE DE ALUMINIO


El reciclaje del aluminio es un proceso mediante el cual, los desechos de aluminio pueden ser convertidos en otros productos tras su utilidad primaria. Este proceso implica simplemente refundir el metal, lo cual es mucho más barato y consume mucho menos energía que la producción de aluminio a partir de la electrólisis de la alúmina (Al2O3), la cual primero tiene que extraerse de la mina de bauxita y después ha de refinarse usando el proceso Bayer. Reciclar aluminio desechado requiere solamente el 5% de la energía que se consumiría para producir aluminio de la mina.

1 Por este motivo, aproximadamente el 31% de todo el aluminio producido en los Estados Unidos viene de chatarra reciclada.

2 El reciclaje del aluminio generalmente produce varios ahorros importantes en materia económica y energética aún cuando se tienen en cuenta los costes de recogida, separación y reciclaje. Además, se producen ahorros a nivel nacional debido a la reducción del capital necesario para subvencionar y transportar la materia prima.

Los beneficios medioambientales de reciclar el aluminio también son grandes. Únicamente se produce el 5% del dióxido de carbono durante el proceso de reciclado comparado con la producción de aluminio desde la materia prima, siendo este un porcentaje aún menor cuando se toma en cuenta el ciclo completo de su extracción en la mina y su transporte hasta la planta de producción. La producción de una lata a partir de aluminio reciclado requiere un 95% menos de energía de la que sería necesaria para hacerla desde materiales vírgenes.
Reciclaje de electrónicos

RECICLAJE DE ELECTRONICOS


En el caso de los desechos electrónicos, de acuerdo con el Instituto Nacional de Ecología y Cambio climático (INECC), el año pasado se generaron en el país unas 558 mil toneladas, de las cuales sólo se reciclaron 10 por ciento

El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) establece que en sólo siete años se triplicó la cantidad de la basura electrónica, en 2007 se recolectaron 289 mil toneladas de basura electrónica, mientras que en 2014 la cifra ascendió a 941 mil 700.
Reciclaje de Papel

RECICLAJE DE PAPEL


El reciclaje de papel es el proceso de recuperación de papel ya utilizado creado para transformarlo en nuevos productos de papel. Existen tres categorías de papel que pueden utilizarse como materia prima para papel reciclado: molido, desechos de pre-consumo y desecho de post-consumo. El papel molido son recortes y trozos provenientes de la manufactura del papel, y se reciclan internamente en una fábrica de papel. Los desechos pre-consumo son materiales que ya han pasado por la fábrica de papel, y que han sido rechazados antes de estar preparados para el consumo. Los desechos post-consumo son materiales de papel ya utilizados que el consumidor rechaza, tales como viejas revistas o periódicos, material de oficina, guías telefónicas, etc. El papel que se considera adecuado para el reciclaje es denominado "desecho de papel".

A modo de resumen, algunas razones para reciclar papel son el ahorro de:

17 árboles adultos.
2,5 metros cúbicos de desperdicios.
27.000 litros de agua.
1440 litros de aceite.
4100 kilovatios-hora (14.700 megajulios) de energía.
27 kilogramos de contaminantes.
Por cada tonelada de papel reciclado, en comparación con la producción de esa misma tonelada de papel virgen
Reciclaje de PET

RECICLAJE DE PET


Cifras revelan que cada año se producen 800 mil toneladas de PET y sólo 15 por ciento se recicla y en el valle de México se consumen 600 toneladas de PET.

Coca-Cola estima que a julio de 2015 con la utilización de materiales reciclados en sus procesos de fabricación a nivel global, se pudo producir el equivalente a más 743 mil barriles de petróleo.